Miércoles 21 de Febrero de 2024

Hoy es Miércoles 21 de Febrero de 2024 y son las 17:28 -

26°

SALTA

DEPORTES

5 de junio de 2014

Tras reducirse los senos, llegó a su primera final de un Grand Slam

Cansada de los dolores que le imposiblitaban jugar, la rumana Simona Halep, decidió reducir el tamaño de sus pechos y desde ese momento, no paró de crecer.

Tantas veces criticado por su falta de emoción o virtuosismo dentro de la cancha, el tenis femenino tiene guardadas algunas historias que realmente vale la pena destacar. Así es el caso de la rumana Simona Halep, que este jueves fue noticia por meterse en su primera final de Grand Slam, aunque tiene detrás un relato sin desperdicio.

  Con apenas 18 años, la carrera de la tenista que próximamente será 3° del mundo navegaba en la intrascedencia hasta que decidió tomar una decisión que finalmente terminaría siendo un golpe de timón más que necesario: reducir el tamaño de sus senos.   Fue a fines del año 2009 cuando Halep, dueña de una delantera pocas veces vista para una tenista profesional decidió, pese a las críticas (sobre todo de la platea masculina), disminuir el talle de su corpiño.   "Mis pechos me incomodan cuando juego. No me gusta en mi vida cotidiana tampoco. Me habría sometido a cirugía incluso si no hubiese sido deportista profesional",aseguraba Halep por aquel entonces, aunque claramente su objetivo parecía meramente deportivo por sobre lo estético.   Lo cierto es que hoy, a poco más de cuatro años de la operación, la realidad terminó dándole la razón. Y con creces. Desde la reducción de senos, la rumana que ahora tiene 22 años subió más de 450 puestos en el ranking WTA y su juego parece haber dado un vuelco rotundo.   Su actualidad en Roland Garros, donde definirá un torneo de Grand Slam por primera vez en su carrera (ante la rusa María Sharapova) no hace más que confirmar su buen momento. Y quizás haya sido esa operación tan comentada y criticada en su momento el punto de partida de una nueva vida.   Mucho menos llamativa desde lo físico pero con un tenis en pleno ascenso, Simona Halep consiguió por fin esa regularidad que tanto buscaba para pisar fuerte en un circuito donde la belleza abunda, aunque la técnica parece escasear. Ella optó por la segunda opción...y tan mal no le fue.

COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!