Miércoles 21 de Febrero de 2024

Hoy es Miércoles 21 de Febrero de 2024 y son las 02:49 -

22°

SALTA

INTERNACIONALES

10 de junio de 2014

El Banco Mundial alertó por la suba de alimentos

La vicepresidenta de la Red de Reducción de la Pobreza del organismo comunicó alzas mundiales del 4% entre enero y abril. "Hay que vigilar estos precios con cuidado" para que "no se ejerza presión sobre los menos favorecidos".

En su informe titulado "Alerta sobre los precios de los alimentos" que evaluó datos de mayo de este año, el Banco Mundial destacó que los precios de los rubros alimenticios "aumentaron un 4% entre enero y abril" en un promedio a nivel mundial. En este contexto, Ana Revenga, la vicepresidenta interina de la Red sobre la Reducción de la Pobreza y Gestión Económica del Banco, sugirió al respecto "vigilar estos precios con cuidado, asegurándonos de que ningún otro incremento ejerza presión adicional sobre los menos favorecidos en todo el mundo" en los próximos meses. En este sentido, las políticas recomendadas por el Banco Mundial coinciden con los objetivos del programa nacional Precios Cuidados, vigente actualmente en Argentina, que monitorea una canasta de bienes elementales para evitar alzas especulativas y mantener precios de referencia.

Según el Banco Mundial, también hay condiciones internacionales en algunos productos, como los precios del trigo, que a escala mundial "mostraron una fuerte alza en este período, debido a las crecientes preocupaciones causadas por las condiciones meteorológicas y la mayor demanda de importaciones", sumadas a "diversas incertidumbres" como podría ser "las condiciones meteorológicas en Estados Unidos, el fenómeno El Niño, y una hipotética escalada en las tensiones geopolíticas en Ucrania."
Sin embargo, en Sudamérica, para el Banco Mundial los precios internos del trigo disminuyeron "gracias a la producción récord de Argentina, el mayor exportador regional." Por ello, Argentina tuvo la mayor caída trimestral en el precio del producto de 38% para abril, "debido a una mayor disponibilidad" luego de la cosecha. En cambio, "las mayores alzas en el precio del trigo ocurrieron en Ucrania, con 37 por ciento; en Etiopía, con 24; en Sudán, 19; y la República Kirguisa, con 15 por ciento".

Desde el Banco Mundial alertaron sobre una posibilidad de que la suba en los precios de los alimentos genere "disturbios por la falta de alimentos", como han ocurrido "durante las alzas de 2007 y 2008". Esto refuerza la "estrecha relación que existe entre la inseguridad alimentaria y los conflictos", además de resaltar las relaciones entre las hambrunas y las guerras civiles. 
El Banco Mundial distingue dos tipos de disturbios: los relacionados con los altos precios de los alimentos, y los que se derivan de la competencia del Estado con los productores por los recursos, que pueden transformarse en un movimiento social de agricultores opositores.

"La vigilancia de los precios de los alimentos", concluye el documento, "no sólo es importante por razones de seguridad alimentaria y bienestar, sino también porque pueden causar graves enfrentamientos e inestabilidad política."
De esta manera, los programas de transferencias a los más pobres, así como los subsidios focalizados a los precios de los alimentos, o el control y monitoreo de los precios de las canastas básicas permiten no sólo resolver problemas económicos y distributivos, según el Banco Mundial, sino que ayudaría a prevenir conflictos sociales y políticos derivados de la pobreza. 
El Banco Mundial concluye citando al premio Nobel de la Paz, Norman Borlaug: "No se puede consolidar la paz mundial si hay estómagos vacíos y miseria humana."

Desde fines del año pasado y con el mismo objetivo que hoy prioriza el Banco Mundial, el Programa Precios Cuidados lanzado por el gobierno nacional viene desarrollándose con éxito. De hecho, distintas encuestas probaron que seis de cada diez argentinos lo utilizan como herramienta para cuidar el bolsillo.



COMPARTIR:

Comentarios

Escribir un comentario »

Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!