• Fecha

  • Contagios

  • Recuperados

  • Muertes

Hoy es miercoles 8 de julio de 2020 y son las 04:56 hs. ULTIMOS TITULOS: Interna. María Eugenia Vidal admitió "diferencias coyunturales" en Juntos por el Cambio / Artemisia Gentileschi: el 427º aniversario del nacimiento de esta pionera del arte feminista / Coronavirus hoy en la Argentina y el mundo: minuto a minuto y las novedades del 7 de julio / Bienvenidos a bordo: a Hernán Drago le dieron un desafío imposible y estallaron las redes / Roces en la cuarentena: la insólita discusión de Candela Vetrano y Andrés Gil por un huevo frito / Bendita: el tenso cruce que protagonizaron Beto Casella y Any Ventura al aire / Miguel Ángel Broda: "No nos tropezamos con la misma piedra, sino con la misma cantera" / Investigan si violó la cuarentena un funcionario nacional que tiene coronavirus / Carla Czudnowsky, furiosa con Baby Etchecopar: ?Su discurso de odio es un asco? /

19 de octubre de 2019
Miedo a equivocarse: ¿qué hacer para gestionarlo?

Cuando tomamos una decisión, es cierto que existe el riesgo de equivocarnos, pero esa posibilidad no debe paralizarnos.

Equivocarnos puede producirnos angustia. Pero el miedo a cometer errores no debe paralizarnos. Además, errar es una de las mejores herramientas para crecer.

Tener miedo a equivocarnos es muy humano. De hecho, conservar un cierto estrés puede ayudar a aumentar el rendimiento. Sin embargo cuando el miedo es excesivo puede ser perjudicial.

La obsesión por no equivocarse puede provocar varios comportamientos: el perfeccionismo, parálisis o evitación. Todos ellos condicionarán negativamente la vida y restarán libertad. Por ello, es necesario entender las equivocaciones como un paso más de crecimiento y sacar el máximo partido de ellas.


Cómo erradicar el perfeccionismo

El excesivo miedo a equivocarse es una conducta aprendida y a veces difícil de erradicar. Los propios padres, sin quererlo, transmiten a sus hijos un mal manejo de estas emociones. También puede derivarse de una situación traumatizante: un error que haya desencadenado unas consecuencias negativas.

Para enfrentarse a él hay que tener claro que los grandes y pequeños avances de la historia y de la ciencia no han sido otra cosa que el resultado de la prueba y del error. Y para equivocarse, hay que dejar de lado el perfeccionismo.

En primer lugar, será necesario identificar el pensamiento perfeccionista y listar una serie de reflexiones alternativas. Es importante coger un papel y lápiz y analizar los pros y contras de cada pensamiento. Según el resultado, intentar ver otro modo de afrontar la situación. Pongamos un ejemplo:

Una persona se encuentra en una tertulia y se muere de ganas por participar. Pero de pronto, su pensamiento perfeccionista la paraliza y comienza a dudar si formulará la pregunta adecuada o si enriquecerá el debate. Ese perfeccionismo le lleva a perderse la mayor parte de las intervenciones de sus compañeros.

Si esto vuelve a suceder, es importante encarar la situación de otro modo, identificar esa idea perfeccionista y pensar que no importa si nuestra participación será válida para todos o no. Quizá no le valga a todos los presentes, pero a uno de ellos sí. Aunque seamos nosotros mismos. Probablemente, muchos de los otros también sufran el mismo miedo. Lo que es seguro es que no se pararán a juzgarnos. Y si lo hacen, ¿qué más da?

En general, para conseguir una mejor exposición al error sin consecuencias psicológicas demasiado graves, hay que tener en cuenta algunas claves.

1. Aceptar que el error es ubicuo y diario
Tomamos miles de decisiones al día, la mayoría decididas por el sistema 1, que nos ahorra un montón de trabajo farragoso. Así que nos equivocaremos decenas o quizá cientos de veces. Cuanto más habituado esté a la posibilidad del error, menos sufriré cuando se produzca.

2. Aprender a valorar los costes reales
El coste del error no siempre es elevado, ni es una tragedia. De hecho, de las decenas de errores cometidos a diario, no somos conscientes de la mayoría al no tener consecuencias. Incluso hay errores que nos previenen de otros más importantes, como por ejemplo las “ilusiones positivas” que sobreestiman nuestra capacidad o habilidad para afrontar algunas situaciones y que nos pueden llevar a solucionarlas en muchas ocasiones.

3. Valorar nuestros sesgos en su justa medida
Muchas de las decisiones sesgadas que tomamos son adaptativas, paradójicamente; por ejemplo, mirar a ambos lados de la carretera, aunque no pasen coches es un sesgo de comportamiento y su coste es mínimo. El famoso sesgo de negatividad es evolutivo porque favorece la supervivencia, aunque no siempre acierte. Los sesgos minimizan el coste de los errores.

La cuestión es que, si percibimos que un mal resultado se repite, es posible que haya un sesgo propio que no nos sirve – “desconfía de todo el mundo”, “los hombres solo quieren sexo”, etcétera -. Es importante una valoración reflexiva sobre cómo decidimos.

4. Adecuada gestión emocional
Nos enfadaremos, rabiaremos y es posible que hiperventilemos si se nos pasa el plazo de entrega, elegimos una carrera que luego no nos gusta o entremos en una relación con una persona tóxica. Pero cuidado con “hacer durar” esta sensación desagradable más de lo recomendable. Las emociones negativas nos sirven para indicar dónde hay un problema, ni más ni menos. Después nuestra tarea es identificarlo bien y ponerle soluciones.

5. Integrar la información nueva.
Se trata de buscar la adaptabilidad en nuestros esquemas mentales, incorporando nuevas conductas y ajustando nuestros patrones una vez hemos localizado qué estaba interfiriendo en nuestras predicciones. Los humanos modificamos con frecuencia nuestras maneras de hacer, aunque no lo hagamos conscientemente en muchos casos.

No siempre buscamos el máximo beneficio, sino el mejor ajuste. Para esto, necesitamos examinar el error cuidadosamente. Para evitar la influencia de nuestro propio sesgo, siempre podemos buscar ayuda, ya sea profesional o “amateur”; la visión de otra persona de confianza puede resultar muy útil.



COMPARTIR:
Comentarios:
Aun no hay comentarios, sé el primero en escribir uno!
Escribir un comentario »








SALTA

0°C

Mayormente nublado

LA RADIO EN VIVO

 

Estamos escuchando

FLASH INFORMATIVO INTERNACIONAL, NACIONAL, REGIONAL SALTA

de 04.45 a 05.00

 

El evangelio de hoy

 

La iglesia recuerda a  Santa Marìa Goretti - Evangelio de hoy según San Mateos (9,18-26) -Jesùs dijo:«Mi hija acaba de morir. Pero ven tú, y vivirá.»

lestersalle: Mateo 9: 18 - 26

Luz para alumbrar a las naciones.¿Serías capaz de percibir en un niño pobre la luz para iluminar a las naciones?

Resultado de imagen para imagenes de velas alumbran en movimiento

 

TAPAS DE DIARIOS

 

 

 

 

 

 

HORÓSCOPO

 
Capricornio
CAPRICORNIO (del 22 de diciembre al 20 de enero)

Lograrás salir de una etapa muy negativa en tu vida personal que estaba atormentándote día y noche. Se inicia un nuevo capitulo. Busca terminar con tu soledad sincerando tus sentimientos con esa persona que paso a ser más que una amistad para ti. No permitas que las criticas que obtendrás por parte de tus superiores se desvirtúen. Asimílalas de la mejor manera.Sugerencia: No dejes que las duras pruebas que la vida tenga reservadas para ti, opaquen el brillo de disfrutarla en su máximo exponente.

 

RadiosNet